5 razones para aprender italiano

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Masters of None viaja a Italia

Aprender idiomas no solo es necesario por las normativas universitarias (recuerda que para conseguir tu título, además de acabar tu carrera, debes obtener un certificado B1 de cualquier idioma que no sea el español) o porque facilita la inserción laboral, sino que está demostrado que cuanto más idiomas manejamos, más desarrollamos nuestra mente, previniendo así incluso enfermedades relacionadas con el cerebro como es el Alzheimer.

En los últimos años, el inglés, el alemán e incluso el chino han monopolizado las academias de idiomas, y aunque soy de los que piensan que hay que empezar por lo práctico (o lo que es lo mismo, por los idiomas más hablados o demandados), también creo que elegir aprender un idioma que nos guste suma un plus a la hora de motivarnos en esta ardua tarea.

Recientemente, y sobre todo, gracias a la estupenda segunda temporada de Masters of None, me he visto seducido por la lengua italiana, y aunque el francés también me parece un idioma precioso, hoy he decidido escribir sobre la lengua natal de Monica Bellucci y ofreceros cinco razones por las que aprender italiano no es tan mala idea.

Cine en versión original

La mayoría de películas que veo vienen de Estados Unidos o Reino Unido, y la verdad, me encanta disfrutar de ellas en versión original. Por alguna razón, no había pensado en hacer lo mismo con las películas que provienen de Italia u otros países más cercanos, y bueno, aplicando la lógica, los matices de la versión original italiana también deben ser muy interesantes, así que va tocando revisitar en italiano clásicos como “La Vida es Bella” (Roberto Benigni), “Cinema Paradiso” (Giuseppe Tornatore) o films de culto como los que dirigieran Lucio Fulci (Nueva York bajo el terror de los zombies), Dario Argento (Suspiria) o Lamberto Bava (Demons).

Monica Belluci
Monica Bellucci protagonizaba la maravillosa Maléna de Giuseppe Tornatore

La comida italiana

No sé a vosotros, pero cuando voy a un restaurante y no entiendo la carta me pongo de mala leche. En ocasiones me pasa con restaurantes españoles que se pasan de creativos, pero con mi afición por la pasta, la pizza y la comida italiana en general, suele ocurrirme más en restaurantes de este tipo.

Aprendiendo italiano solucionas muchas de estas dudas y quedas como un auténtico “crack” gastronómico.

También hay series en italiano

Desde Italia también nos llegan series de televisión, y como aficionado a la versión original, aprender italiano para disfrutar al máximo de ellas también tiene su punto. En el caso de Master of None (la serie que os comentaba), el protagonista pasa bastante tiempo en Italia y con amigos italianos, así que esta lengua juega un factor decisivo en la última temporada.

Si no la habéis visto, ya tardáis en hacerlo, pero os aviso que “Gomorra”, “Roma Criminal” o “R.I.S.” también son títulos a tener en cuenta ¡Apuntadlos!

Música italiana

A todos nos gusta cantar en otros idiomas creyendo que lo entendemos todo, y bueno, al hacerlo en italiano no nos perdemos tanto. Como muchos de los que me leéis, yo crecí oyendo a Eros Ramazotti, Laura Pausini y a Marco Masini, y aunque luego cambié de gustos, seguí tras la pista de italianos como el gran Luca Turilli de Rhapsody.

Queramos o no, esta música nos llegaba a la patata y aunque en lo que a música extranjera el inglés también se lleva la palma (como en el cine y las series), hay temazos súper románticos en italiano que nunca pasaran de moda y a los que se les puede sacar más punta aprendiendo italiano.

Eros Ramazotti y Laura Pausini
Eros Ramazotti y Laura Pausini también cantan sus temas en español, pero como en el cine, la versión original es superior.

Una lengua fácil para los hispanohablantes

Para acabar, tenía que dar la razón más evidente de todas: Aprender italiano es fácil para los españoles (o los hispanohablantes).

Gracias a las raíces latinas comunes, hay infinidad de palabras en italiano que suenan exactamente iguales en español y es por eso, y por nuestra cercanía al país que resulta tan fácil aprende este idioma.

Evidentemente, para hacerlo no basta con ver series en italiano o escuchar música, sino que si nos lo tomamos en serio, deberíamos apuntarnos a una academia o bien, buscar alguien que nos enseñe el idioma. Si os decantáis por esta última opción, os recomiendo que os deis un paseo por Preply, un sitio web en el que podréis encontrar profesores de italiano cerca vuestra e incluso ojear los precios en los que se mueve la tutoría privada en lo que a idiomas se refiere.

Sin duda, ese sitio es un gran punto de inicio para dar rienda suelta a la aventura de aprender italiano, así que tras las razones expuestas en este artículo, no me queda más que invitaros a dar el salto para que aprendáis italiano o el idioma que más os interese.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Síguenos en redes

Entradas Populares

No te pierdas nada

Suscríbete a nuestra newsletter mensual

Sin spam, solo novedades y recomendaciones.

Categories

Continua en De Fan a Fan

También te podría interesar

Anime The Mandaloria

¿Y si The Mandalorian fuera un anime?

Hace tres años, con Juego de Tronos en su penúltima temporada, los responsables del canal de Youtube “Malec” nos sorprendían imaginando cómo sería el opening

¡Bienvenid@s a nuestra nueva web!

Tal y como habíamos contado en redes sociales, estábamos inmersos en un importante cambio en la web. No solo era un cambio de plantilla, sino que nos mudamos de Blogger a Wordpress. No es un cambio fácil, y si ya contábamos con poco tiempo para actualizar, ahora se suman los ajustes necesarios para que esto vuelva a lucir al 100% ¡pero había que hacerlo! 

Precisamente por ello, os pedimos paciencia ante el aspecto actual. Poco a poco, terminaremos el resto de páginas del menú e iremos optimizando todos los post para que se vean perfectamente en nuestro nuevo hogar. Hasta entonces, os agradecemos la paciencia y os pedimos que nos comentéis todo aquello raro que veáis. ¡MIL GRACIAS!